Skip to Content

Las fuerzas rusas se retiran de una ciudad estratégica de Donetsk un día después de la anexión de la región por parte de Moscú

Luis Ernesto Quintana Barney

(CNN) — Las fuerzas rusas se retiraron de Lyman, una ciudad estratégica para sus operaciones en el este, informó el sábado el Ministerio de Defensa de Rusia, apenas un día después de la anexión de la región por parte de Moscú, declarada ilegal por Occidente.

“En relación con la creación de una amenaza de cerco, las tropas aliadas se retiraron del asentamiento de Krasny Liman hacia líneas más ventajosas”, dijo el ministerio en Telegram, utilizando el nombre ruso de la ciudad de Lyman.

El medio estatal ruso Russia-24 informó que el motivo de la retirada de Rusia fue porque “el enemigo usó tanto artillería de fabricación occidental como inteligencia de los países de la alianza del Atlántico Norte”.

Biden reitera advertencias a Rusia por anexión de territorios ucranianos 6:36

La retirada marca la ganancia más significativa de Ucrania desde su exitosa contraofensiva en la región nororiental de Járkiv el mes pasado.

El anuncio de Rusia se produce pocas horas después de que las fuerzas ucranianas dijeran que habían rodeado a las tropas rusas en la ciudad, que se encuentra en el distrito Kramatorsk de Donetsk.

Las fuerzas ucranianas señalaron el sábado que habían ingresado a Stavky, un pueblo vecino a Lyman, según Serhii Cherevatyi, el portavoz militar de la agrupación oriental de las fuerzas ucranianas.

“El grupo ruso en el área de Lyman está rodeado. Se liberan los asentamientos de Yampil, Novoselivka, Shandryholove, Drobysheve y Stavky. Las medidas de estabilización están en curso allí”, dijo Cherevatyi en una conferencia de prensa televisada el sábado por la mañana.

“[La liberación] de Lyman es importante, porque es otro paso hacia la liberación del Donbás ucraniano. Esta es una oportunidad para ir más allá de Kreminna y Severodonetsk. Por lo tanto, a su vez, psicológicamente es muy importante”, afirmó.

Cherevatyi dijo que las acciones de las tropas ucranianas marcan la pauta para “romper el curso de estas hostilidades”.

Agregó que hubo “muchos muertos y heridos”, pero no pudo dar más detalles.

El jefe de la administración militar regional de Luhansk, Serhiy Hayday, también reveló el sábado más detalles de la ofensiva de Lyman, lo que sugiere que las fuerzas rusas se ofrecieron a retirarse, pero fue en vano por parte de Ucrania.

“Los ocupantes pidieron [a su comando] la posibilidad de retirarse, y se les ha negado. En consecuencia, tienen dos opciones. No, en realidad tienen tres opciones. Trate de abrirse paso, ríndase, o todos morirán”, dijo Hayday.

Hay varios miles de ellos. Sí, unos 5.000. Aún no hay un número exacto. 5.000 sigue siendo una agrupación colosal. Nunca ha habido un grupo tan grande en el cerco antes. Todas las rutas para el suministro de municiones o la retirada del grupo están completamente bloqueadas”, agregó.

Las imágenes obtenidas por CNN muestran a las fuerzas ucranianas controlando áreas rurales de Donetsk alrededor de la disputada ciudad de Lyman.

Yurii Mysiagin, miembro del parlamento ucraniano y subjefe de la comisión de seguridad nacional del parlamento, hizo referencia a la mudanza a Stavky el sábado al publicar un video en Telegram que muestra un tanque ucraniano moviéndose por la carretera con una señal clara que indica la región de Stavky. CNN no pudo verificar de forma independiente la fuente original o la fecha.

Un video publicado en las redes sociales y compartido por el jefe de gabinete del presidente Volodymyr Zelensky muestra a dos soldados ucranianos parados en un vehículo militar pegando la bandera con cinta adhesiva a un gran cartel con la palabra “Lyman”.

“Desplegamos la bandera de nuestro país y plantándola en nuestra tierra. Sobre Lyman. Todo será Ucrania”, dice uno de los soldados a la cámara.

Mientras tanto, parece aumentar la presión sobre el presidente de Rusia, Vladimir Putin, para que use armas nucleares en el campo de batalla.

ANÁLISIS | La anexión no logra ocultar el abismo entre lo que Putin quiere y lo que sus fuerzas pueden sostener

Ramzan Kadyrov, líder de la república chechena, en una airada declaración en la que criticó a los generales rusos tras la retirada de Lyman, dijo que era hora de que el Kremlin hiciera uso de todas las armas a su disposición.

“En mi opinión personal, debemos tomar medidas más drásticas, incluida la declaración de la ley marcial en los territorios fronterizos y el uso de armas nucleares de bajo rendimiento”, dijo Kadyrov en su canal de Telegram. “No hay necesidad de tomar todas las decisiones teniendo en cuenta a la comunidad estadounidense occidental”.

A principios de esta semana, Dmitry Medvedev, quien se desempeñó como presidente de Rusia entre 2008 y 2012, habló sobre el uso de armas nucleares en su canal de Telegram y dijo que estaba permitido si la existencia del Estado ruso se veía amenazada por un ataque, incluso por parte de las fuerzas convencionales.

“Si la amenaza a Rusia excede nuestro límite de amenaza establecido, tendremos que responder… esto ciertamente no es un engaño”, escribió.

En efecto, han aumentado considerablemente las preocupaciones de que Moscú pueda recurrir al uso de armas nucleares después de que Putin proclamara el viernes que Rusia se apoderaría de casi una quinta parte de Ucrania, declarando que los millones de personas que viven allí serían ciudadanos rusos “para siempre”.

El anuncio fue descartado y considerado ilegal por Estados Unidos y muchos otros países, pero el temor es que el Kremlin pueda argumentar que los ataques a esos territorios ahora constituyen ataques a Rusia.

En su discurso en el Kremlin, el líder ruso solo se refirió de pasada a las armas nucleares y señaló que Estados Unidos fue el único país que las utilizó en el campo de batalla.

“Por cierto, crearon un precedente”, agregó.

Putin firma documentos para anexar regiones ucranianas a Rusia 3:08

Detienen a jefe de central nuclear

También el sábado, el director general de la central nuclear de Zaporiyia fue detenido por una patrulla rusa, según el presidente de la empresa nuclear estatal Energoatom.

El director general Ihor Murashov estaba en su vehículo camino de la planta cuando lo “detuvieron… lo sacaron del automóvil y con los ojos vendados lo condujeron en una dirección desconocida. Por el momento no hay información sobre su destino”, dijo Petro Kotin de Energoatom en un comunicado.

“Murashov es una persona con licencia y tiene la responsabilidad principal y exclusiva de la seguridad nuclear y radiológica de la central nuclear de Zaporiyia”, dijo Kotin, y agregó que su detención “pone en peligro la seguridad de la operación de Ucrania y la planta de energía nuclear más grande de Europa”.

ANÁLISIS | Por qué Vladimir Putin está anexando territorio ucraniano

Kotin pidió la liberación de Murashov e instó al director general de la Agencia Internacional de Energía Atómica (OIEA) a “tomar todas las medidas inmediatas posibles para liberarlo con urgencia”.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Ucrania condenó “enérgicamente” la “detención ilegal” de Murashov y la calificó como “otra manifestación de terrorismo de Estado por parte de Rusia y una grave violación del derecho internacional”.

“Hacemos un llamado a la comunidad internacional, en particular a la ONU, el OIEA y el G7, para que también tomen medidas decisivas con este fin”, dijo el ministerio en un comunicado.

Y en Járkiv, la fiscalía regional dijo el sábado que los cuerpos de 22 civiles, incluidos 10 niños, fueron encontrados luego del bombardeo ruso en un convoy de automóviles cerca de la ciudad oriental de Kupiansk.

El ejército ruso disparó contra los autos el 25 de septiembre “cuando los civiles intentaban evacuar”, dijo en una publicación de Telegram, y agregó que se lleva a cabo una investigación.

Ucrania busca ser miembro de la OTAN con un “procedimiento acelerado”

El Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU) y la policía habían “descubierto un convoy de siete automóviles que habían sido asesinados a tiros cerca de la aldea de Kurylivka, distrito de Kupiansk”, indicó la fiscalía regional de Járkiv.

La SBU confirmó en Telegram que investigarían un “crimen de guerra” en el que al menos 20 personas murieron en “un ataque brutal”.

CNN no pudo verificar de forma independiente las acusaciones. No ha habido una respuesta oficial rusa a las afirmaciones realizadas.

Darya Tarasova, Josh Pennington y Zayn Nabbi de CNN contribuyeron con este reportaje.

The-CNN-Wire
™ & © 2022 Cable News Network, Inc., a Warner Bros. Discovery Company. All rights reserved.

Article Topic Follows: CNN - Spanish

CNN Newssource

BE PART OF THE CONVERSATION

KRDO NewsChannel 13 is committed to providing a forum for civil and constructive conversation.

Please keep your comments respectful and relevant. You can review our Community Guidelines by clicking here

If you would like to share a story idea, please submit it here.

Skip to content